Este jodido duelo

2:45 a.m., 8 de octubre de 2020, el año innombrable. Al borde de la locura ahora hablo con las paredes, tengo la mirada fija en la del fondo y digo en voz baja - si te me vas a aparecer ¡hazlo! no estoy asustada, no voy a salir corriendo, solo quiero verte por última vez,... Leer más →

Un sifón en las tinieblas

Necesitaba un baño de agua caliente, porque no soy tan valiente para resistir un chorro de agua fría en la espalda, soy gallina para ciertas cosas “saludables” y osada para otras que queman lento. Calculo el tiempo para meter el pie y medir la temperatura, porque soy esa clase de calculadores que arriesgan con algo... Leer más →

Dime alma

¡Las máscaras a la mierda y un lavado extremo de tanta cordura! Si algo te enseñan los años es que las posturas se doblegan, la verdad rasga la piel y la pureza del color que nos reviste se mancha con tanto prejuicio. No me invade el pánico cuando veo mi reflejo, es tan imperfecto como... Leer más →

De memoria, las memorias.

Me sequé los recuerdos para no tener que mirarlos de nuevo, descubrí ese rostro imperfecto, cansado y llevado por la suerte, me limpie algunas lagrimas y deje asomar una sonrisa insegura, porque al final aunque la vida te sepa a mierda, sigues caminando cojo pero con la cabeza en alto. No te vendes, no negocias... Leer más →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑